¿Conseguirá Apex Legends derrocar a Fortnite?

  Desde hace varios meses, un juego domina sobre todos lo demás, y con mucha diferencia. Fortnite, del que ya te hablamos en otra ocasión, reina en el mundo de los videojuegos sin que ninguno de los intentos de desbancarlo haya funcionado. O, al menos, así ha sido hasta el lanzamiento de Apex Legends. El nuevo título de Respawn Entertainment ha conseguido inquietar a Epic Games atrayendo a muchos jugadores de Fortnite, atraídos por las semejanzas entre ambos y por sus atractivos gráficos. Las cifras hablan por sí solas. ¿Será este el final del dominio de Fortnite?

¿Qué es Apex Legends

Apex Legends es un shooter en primera persona de la modalidad Battle Royale que enfrenta a hasta 60 jugadores repartidos en pelotones de tres personas. Como en Fortnite, los equipos descienden sobre un escenario cerrado. Las escuadras deben ir eliminándose unas a otras, para lo cual cuentan con la ayuda de todo tipo de elementos (armas, munición, curaciones…) dispersos por el campo de batalla. Las dimensiones de este se van reduciendo poco a poco, forzando a todos a enfrentarse hasta que sólo queda el vencedor de la partida. Hasta aquí, todo muy parecido a Fortnite, ¿verdad?

Principales diferencias entre Apex Legends y Fortine

Como era de esperar, aunque ambos juegos son muy similares no son exactamente iguales. Las mayores diferencias que se encuentran los jugadores acostumbrados a Fortnite son las siguientes.
  • No se puede construir. Vamos a quitarnos de encima una de las más obvias: en Apex Legends no se pueden hacer construcciones. Uno de los aspectos más llamativos de Fortnite fue esta característica “tan Minecraft” de poder recoger materiales y emplearlos para construir muros, escaleras, etc.
  • Es un shooter en primera persona. Mientras que en Fortnite el jugador ve en todo momento a su avatar, en Apex Legends sólo ve el cañón de su arma.
  • No todos los jugadores son iguales. En Fortnite, las prestaciones de todos los avatares son idénticas. Da igual la skin que lleves, el pico que uses, el dinero que gastes o el tiempo que lleves jugando: la única diferencia la marca la habilidad del jugador y el uso de mejores o peores periféricos externos. En PC, por ejemplo, un buen teclado o un ratón preciso puede marcar la diferencia. En Apex Legends es parecido, pero no idéntico: hay 8 personajes distintos, cada uno de ellos con habilidades diferentes que los mejoran en algunos aspectos del juego.
 
  • Los accesorios. Además de armas y municiones, en el escenario hay numerosos accesorios que modifican las prestaciones de las armas: miras de todo tipo, cargadores de mayor capacidad, culatas, cañones...
  • No hay daño de caída: si sufres un accidente o, directamente, te tiras desde lo alto de una montaña, no pierdes vida. No deberás tener miedo a una muerte ridícula.
  • No hay compatibilidad entre plataformas. En una partida de Fortnite pueden jugar juntos usuarios de PlayStation, PC, Xbox… en Apex Legends no es así.
  • Es posible revivir. Requiere de la ayuda de otro jugador y ha de hacerse en un plazo relativamente corto de tiempo, pero si te matan puedes volver a  la vida. En en el juego, claro.
  • Menos modos de juego. Aunque esto seguramente es consecuencia de que se trata de un juego muy reciente, la única forma de jugar a Apex Legends es la descrita antes: formando parte de un equipo de tres personas. Los distintos modos de juego de Fortnite (solitario, escuadrones, e.quipos, patio de juegos…) han ido apareciendo en distintas actualizaciones.
  • Mejores gráficos. Hemos dejado para el final la diferencia que más llama la atención desde el principio y una de las razones aducidas por muchos jugadores para probar: los gráficos de Apex Legends son muy superiores a los de Fortnite, tanto a nivel de detalle como en realismo.

Conclusión: ¿Es Apex Legends mejor que Fortnite? ¿Logrará desbancarlo?

Por ir directamente al grano, no. Rotundamente, no. ¿Eso quiere decir que sea peor? No, rotundamente no. Nuestra opinión es que se trata de productos diseñados para mercados distintos. Parecidos, con un gran número de jugadores que pueden sentirse atraídos por su estilo de juego, pero con grandes diferencias. Fortnite está pensado, y cualquiera debería saberlo a estas alturas, para los más jóvenes. Empezar a jugar es muy sencillo (aunque algunas habilidades, como la construcción, requieren de un largo aprendizaje). Su aparente simplicidad gráfica es una apuesta muy bien calculada, con ese aire de cómic o de dibujos animados que se respira en cada aspecto del juego. Porque unos gráficos más realistas o detallados no tienen porqué significar una ventaja. También se nota en esos personajes tan simpáticos como irreales, la ausencia de sangre, los bailes... Por no hablar de los skins, ese aspecto del juego tan difícil de entender para muchos adultos que, en Apex Legends, no tiene sentido: al ser en primera persona no es posible ver el aspecto que tiene tu propio personaje.

Apex Legends es un juego en primera persona

Por lo tanto, y una vez pasada la novedad, lo más seguro es que las cifras se estabilicen, dado que los mercados objetivo de cada juego, los usuarios, serán distintos. Muchos de los que se han cambiado de juego para probar regresarán a Fortnite, como probablemente harán también los influencers fugados a Apex Legends seducidos por el dinero publicitario. De hecho, Epic Games ya empieza a reaccionar con la filtración “accidental” del vídeo que muestra todas las atractivas novedades de la próxima actualización del juego o haciendo gratuito el pase de batalla. Tiempo al tiempo.

Fortnite contra Apex Legends

Contributors:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

x
pname

El producto fue añadido correctamente a la cesta de la compra

« Continuar comprando
Terminar compra »
x
Error

huston we have a problem

« Continuar comprando
 

Tapices de gimnasia ritmica